No hay aperitivo mas completo en el ámbito vegetal que el hummus, el garbanzo es proteína completa, tiene todos los aminoácidos esenciales, y en paté está de vicio.

En casa somos consumidores diarios de hummus: en tostada para desayunar, como complemento proteico en un budha bowl, en sandwich para merendar o con crudités de zanahoria para cenar.

Es imposible cansarse por que la variedad de sabores es infinita, entre mis favoritos está el de remolacha y por supuesto las dos recetas que te traigo hoy!

Si ya el garbanzo es un alimento perfecto, añadirle un complemento fermentado como el ajo negro lo vuelve redondo, entre sus propiedades mas importantes están la regulación del azúcar en sangre y la presión arterial y que es riquísimo en vitamina C.

En cuanto a la cúrcuma poco hay que decir que no se haya dicho ya: ayuda con los problemas estomacales, es antiinflamatoria y ayuda a tus defensas(pero de verdad, no como los productos que anuncian por la tele) y un larguísimo etcétera.

En este post, además de dos recetas muy interesantes de hummus también te propongo como acompañarlas, he encontrado un pan con ingredientes muy saludables, sin conservantes ni colorantes, integral de verdad, lo he encontrado en Gadis, al igual que el resto de ingredientes.

Vamos con las recetas!?

Ingredientes:

500 gr de garbanzos cocidos(yo he usado de la marca Ekolo que además son ecológicos)
1 limón
2 cucharadas soperas de tahín
1/2 cucharadita de sal
1/2 cucharadita de comino
3 dientes de ajo negro
1 cucharadita de cúrcuma
1 pizca de pimienta negra
Aceite de oliva
Preparación:

1.-En un procesador de alimentos vierte los garbanzos escurridos, el tahin, la sal, el comino y 4 cucharadas de aceite de oliva, tritura hasta conseguir una mezcla suave y homogénea, si lo necesitas puedes añadir un par de cucharadas de agua para facilitar el procesado.

2.-Retira la mitad del hummus y añade los tres ajos negros, vuelve a triturar hasta que se integren perfectamente. Reserva el hummus de ajo negro en un bote con tapa refrigerado hasta consumir.

3.-Vuelve a colocar la otra mitad del hummus en la procesadora y añade la cúrcuma y una pizca de pimienta negra, tritura hasta conseguir un hummus suave y homogéneo. Guarda en un bote cerrado refrigerado hasta servir.

Si te ha gustado la receta puedes ayudarme a difundirla compartiendola en redes sociales, también puedes suscribirte al blog para conseguir contenido exclusivo.
Cientos de miles de millones de gracias por leerme!
2 recetas de hummus diferentes y con muchas propiedades

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

A %d blogueros les gusta esto: